La Biblioteca Hero with thousand faces

La Biblioteca – The Hero with a Thousand Faces

Para Creadores Reseñas

Hay muchos ejemplos de libros clásicos que aportan una teoría tan comúnmente aceptada por la sociedad que llega un punto en el que a las nuevas generaciones no les interesa leerlos. Es normal pensar “He oído las ideas de este libro en tantos otros lugares que ya las domino, su conocimiento me llegó por ósmosis cultural y no necesito leerlo”.

Pensar eso sería privarte del proceso por el que el autor llegó a sus conclusiones y conocer el proceso es lo que profundiza tu entendimiento sobre la teoría.

¿Por qué leer The Hero with a Thousand Faces?

The Hero with a Thousand Faces es uno de esos libros de los que todos hemos oído, sus teorías han sido regurgitadas y reinterpretadas más de una vez, pero es el libro de Campbell el que sentó las bases sobre las que nuevos autores trabajan. 

Ahí es donde radica la importancia de conocerlas.

Un solo héroe

Publicado originalmente en 1949 The Hero with a Thousand Faces presenta la teoría del Monomito. En esta teoría, Joseph Campbell, un profesor de literatura, expone que en realidad todas las historias de la humanidad tienen la misma estructura y todos los héroes de los grandes mitos viven la misma aventura, lo único que cambia es el contexto; de ahí el título, “El héroe de las mil caras” que se refiere a que en realidad solo hay un héroe y una historia, solo cambia de cara. 

En su libro Campbell utiliza la épica de Gilgamesh, la historia escrita más antigua de la humanidad, para ilustrar cómo desde entonces nuestras narrativas han seguido una misma estructura. Esta estructura fue bautizada como el Monomito o el Camino del Héroe. 

La teoría del Monomito

Campbell divide el Monomito en tres etapas, la salida, la iniciación y el regreso. Cada uno de estos es representativo del primer, segundo y tercer acto de una estructura narrativa convencional. 

El héroe de las mil caras

La salida consiste en el llamado del héroe, es cuando una fuerza interna o externa empuja a nuestro héroe hacia la aventura. La iniciación es cuando nuestro héroe, ya alejado de la seguridad y comodidad de su hogar, se enfrenta a los peligros que lo obligan a tener un crecimiento y verdaderamente transformarse en un héroe. Por último, el regreso es cuando nuestro héroe regresa a casa como una persona transformada, lista para aplicar sus conocimientos adquiridos en la aventura para mejorar su hogar. 

En cuanto conocemos el Monomito lo empezamos a ver en todos lados. Star Wars, Matrix y más recientemente Spider-Man: Into the Spider-Verse, son ejemplos de películas en las que la teoría de Campbell se ejecutó magistralmente. 

Hay quienes creen que el Monomito es enemigo de la creatividad y que limita las obras que podemos crear, pero en mi opinión el Monomito es una base muy sólida sobre la que empezar a construir una historia. Sólo conociendo la base y teniendo claras las reglas es que nos podemos dar el lujo de romperlas para innovar. 

Creer que podemos evitar leer The Hero with a Thousand Faces porque hemos visto videos de YouTube que nos lo explican o porque ya leímos Save the Cat, sería como querer aprender a cocinar solo comiendo, entender la base es lo que nos permite expandir las fronteras de lo posible. Por eso mismo creo que para todos los interesados en aprender a contar historias, esta obra de Campbell es una lectura verdaderamente obligatoria. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *